3 días en Delfos y Meteora en coche de alquiler

Esta ruta parte y acaba en Atenas con un coche de alquiler cogido en el aeropuerto.

Son 3 noches que nos llevarán a conocer los impresionantes monasterios de Meteora, la antigua ciudad de Delfos con una paradita en las Termópilas.

RUTA

DIA 1

13 de Junio de 2018

Madrugón, escala en Barcelona y llegada a Atenas a las 14:15h.

Lo primero y muy importante, el roaming que yo no tenía activado. ¿Por qué es importante? Para llegar al hotel a Kastraki necesitamos Google Maps y así con los datos activados podíamos salir mas tranquilos.

Lo segundo, encontrar la oficina de alquiler del coche de Enterprise. Allí nos dan las llaves y nos dicen mas o menos donde recoger el coche. Fue un poco lio la verdad porque está lleno de parking pero bueno, luego ya localizado es fácil porque es nada mas salir del aeropuerto en llegadas, continuar por la calle de tu derecha siguiendo el puente. A los 2 minutos andando ya ves los banderines de Enterprise.

El día de hoy sería prácticamente para llegar a Meteora ya que son 4 horas de viaje pero antes teníamos que parar a comer y descansar algo por el camino ya que había sido un día agotador.

Comimos en un área de descanso (por cierto el café está por las nubes 2,50€) y proseguimos la ruta. Aproximadamente por la zona de las Termópilas (que veríamos en el viaje de vuelta) paramos a echar gasolina al coche lo cual fue bastante curioso porque no había nadie atendiendo. El hombre estaba en su casa y le tuvo que avisar una vecina. Aquí ya nos dimos cuenta que el precio de la gasolina está por las nubes (1,65€ el litro).

Aunque para caro los peajes, al estilo de las carreteras francesas. Desde el aeropuerto de Atenas hasta Kastraki gastamos un total de 20 euros, eso sí la carretera espectacular de 3 carriles.

Me hubiera encantado poder llegar de día para ver el atardecer sobre las montañas pero finalmente no pudo ser, llegamos sobre las 20:30-21:00h.

Dejamos las cosas en nuestro super hotel Pyrgos Adrachti y nos fuimos a cenar a un restaurante que tenía apuntado de Tripadvisor,  la taverna Gardenia.

Pedimos una ensalada griega y un par de souvlakis de pollo a la brasa que estaban espectaculares es poco. En ese momento me hice fan número uno de la ensalada griega además se notaba que los tomates eran de huerta y el queso feta espectacular (pena que luego me di cuenta que no podía comerlo por estar embarazada así que se me acabó el chollo, que mal lo pasé). Pagamos por esto, unas cervezas y dos postres 24€.

El ambiente de esta taverna es una pasada y muestra de ello es este baile que se marcó el dueño del local que nos sorprendió y nos dejó un sabor de boda estupendo para acabar el día.

DIA 2

14 de Junio de 2018

No pudimos madrugar demasiado, hasta las 8:45 no nos levantábamos y decidimos desayunar en el hotel que aunque el buffet era un poco escaso el lugar lo merecía.

Los Monasterios de Meteora fueron uno de los centros monásticos mas importantes para la iglesia Ortodoxa en el mundo.Empezaron a ser habitados en el siglo XIV y su nombre significa suspendidos en el aire y es que en ese momento los monjes ascetas lo que querían era aislarse del mundo para poder orar y estar mas cerca de Dios. Eran lugares de sobrecogimiento donde el acceso a ellos se hacía con sistemas de poleas (en algún monasterio a día de hoy se sigue utilizando para subir mercancías o alimentos). A día de  hoy es muy fácil acceder a ellos gracias a las escaleras y puentes construidos para tal fin.

Antiguamente había muchísimos mas monasterios e incluso cuevas excavadas para solo una persona donde podían estar hasta incluso 2 años sin salir de ese hueco (en muchas paredes aún se pueden ver restos de esas cuevas y de antiguos monasterios). A día de hoy solo se pueden ver 6 y de ellos os hablaré ahora mismo.

Sin duda, es un lugar de una belleza extraordinaria que te cautivará en cuanto llegues.

Tenía una ruta marcada para optimizar el día viendo todos los monasterios abiertos, los miradores que tenía apuntados y por la tarde hacer la excursión que había reservado del atardecer (Meteora Sunset)

En este mapa te enseño los diferentes monasterios con sus respectivos horarios para que dependiendo del día de la semana en el que estés sepas si están o no abiertos.

H: Hotel donde nos hospedábamos.

O: Miradores marcados en google maps y fáciles para aparcar el coche.

Horarios de los monasterios: Horario de Verano (01 abril al 31 octubre) y horario de Invierno (01 noviembre al 31 marzo). Las entradas cuestan 3€ por persona en cada monasterio. Se pueden visitar haciendo trekking, en bus o en coche propio. Nosotros optamos por el coche de alquiler que ya traíamos de Atenas y aún así acabas reventado, no quiero yo ni imaginarme como es hacerlo a pata, además que depende del tiempo que tengas abarcas mucho mas en coche.

1: Monasterio Agios Nikolaos. Horario de Verano 9:00-16:00 Viernes cerrado. Horario de Invierno 9:00-14:00 Viernes cerrado.

2: Monasterio de Roussanou. Horario de Verano 9:00-18:00 Miércoles cerrado. Horario de Invierno 9:00-14:00 Miércoles cerrado.

3: Monasterio de Varlaam. Horario de Verano 9:00-16:00 Viernes cerrado. Horario de Invierno 9:00-16:00 Martes y viernes cerrado.

4: Monasterio del Gran Meteoro. Horario de Verano 9:00-16:00 Martes cerrado. Horario de Invierno 9:00-16:00 Martes y Miércoles cerrado.

5: Monasterio de Agia Triada. Horario de Verano 9:00-17:00 Jueves cerrado. Horario de Invierno 10:00-16:00 Miércoles y jueves cerrado.

6: Monasterio de Agios Stefanos. Horario de Verano 9:00-13:20 y 15:30-17:30 Lunes cerrado. Horario de Invierno 9:30-13:00 y 15:00-17:00 Lunes cerrado.

Nuestro objetivo era hacer la ruta mas “lógica” desde nuestro alojamiento con lo que el objetivo era: Agios Nikolaos, Roussanou, Varlaam, el Gran Meteoro, deshacer nuestros pasos e ir a los dos miradores, bajar a comer a Kalambaka y a las 16:00h empezar el Sunset Tour (30€ por persona) que nos llevaría a conocer el monasterio de San Esteban que no habíamos visto por la mañana. El de la Santísima Trinidad al ser jueves estaba cerrado con lo que no lo visitamos por esa razón. En el tour visitaremos mas cosas que luego os cuento.

Haciendo la ruta en coche la dinámica es la siguiente: dejas el coche aparcado en la base del monasterio en un parking habilitado y a subir escaleras o rampas hasta acceder a el. No requiere de una preparación física de ningún tipo, yo no estoy en forma y estaba embarazada de 13 semanas y ese día me marqué unos 10 kilómetros subiendo y bajando rampas (que puede parecer poco… si fuera en llano claro) Es mas cansado el calor y el sol con lo que es muy importante llevar bien de agua, ir bien protegidos con crema solar, gafas de sol, sombrero…

En la subida al primer monasterio te encuentras este pequeño mirador donde empiezas a ver que este día no va a ser un día cualquiera, que Meteora es sencillamente espectacular la mires desde donde la mires.

El Monasterio de Agios Nikolaos es el mas pequeño de todos por lo tanto el menos visitado ya que mucha gente se centra en los 2-3 mas grandes.

Casi no nos encontramos gente dentro, aun así al ser tan chiquitín no cabe casi nadie y se abarca muy rapidito.

Uno de sus puntos fuertes es una terraza muy chula desde la que admirar el paisaje.

Algo indispensable para acceder a los monasterios es en el caso de las chicas un pareo para cubrir las piernas el cual te tendrás que poner tanto si llevas vestido/falda/pantalón corto o mallas tipo leggins ya que se marca la silueta. Si quieres evitar ponértelo es mejor que vayas con una falda larga de estas anchotas y aún así habría que ver si te libras.

También algo bastante común es que haya pequeños mirados de la que asciendes al monasterio.

No está permitido hacer fotos en el interior de las iglesias de los monasterios. Todas se parecen mucho entre si, ya que son monasterios de mas o menos la misma época, solo que algunas iglesias son mas grandes y otras mas pequeñas, es la única diferencia. A mi personalmente me encantan las iglesias Ortodoxas y estas tan chiquititas y acogedoras son preciosas.

En la base del monasterio hay una pequeña capilla en un gruta y al lado un pequeño osario.

El segundo monasterio que vamos a visitar es el de Roussanou, un poco mas grande que este último está dedicado a Santa Bárbara y su peculiaridad es que se accede a través de un pequeño puente. Aunque en su origen fue un monasterio de monjes desde 1988 pasó a ser un convento de monjas.

Las mejores vistas de este monasterio se encuentran siguiendo un sendero que da a la puerta principal. Según subes, te encuentras la entrada al monasterio pero si miras a tu izquierda verás una senda que va cuesta arriba. Nos pareció curioso y quisimos ver donde nos llevaría. La sorpresa fue máxima cuando me metí por medio de las ramas y vi la panorámica que se me presentaba delante.

Este es el camino del que os hablo.

Una de las mejores vistas de toda Meteora con el monasterio de Roussanou de fondo.

Cuando llegamos al siguiente monasterio, el de Vaarlam ya notamos la gran afluencia de tours organizados y es que es en esta zona donde están los dos monasterios mas grandes y famosos de Meteora.

El Monasterio de Varlaam es el segundo mas grande seguido por el Gran Meteoro y recibe el nombre del monje que lo fundó, pero a día de hoy solo viven 7 monjes.

Vistas desde la subida al monasterio de Varlaam

Patio mirador del monasterio de Varlaam 

En la última foto podéis ver un poco las pintas que tuve que llevar para poder visitarlos. La falda/pareo te la dan ellos y el fular que es mío era para cubrir los hombros. Si vais en manga corta no tendréis ese problema.

En este monasterio podréis encontrar también un interesante museo donde se exhibe una gran cantidad de códices manuscritos.

El último de los monasterios que visitaríamos hoy por la mañana sería el Gran Meteoro o Monasterio de la Tansfiguración de Jesús.

Subida al monasterio del Gran Meteoro con impresionantes vistas del monasterio de Varlaam.

Monasterio del Gran Meteoro.

El Gran Meteoro es el monasterio mas grande de todos los que componen este centro monástico y también el mas antiguo. Su nombre deriva de la gran roca sobre la que está aposentado. A su vez es el que está construido a una mayor altura que el resto, poco mas de 600 metros.

Se pueden visitar varias capillas, un museo, la antigua cocina e incluso un osario (huesos de los monjes que vivieron allí).

La verdad sea dicha, lo mejor de la visita a los monasterios no son los monasterios en si, es el entorno que lo engloba. Al final todos los monasterios mas grandes o mas pequeños tienen la misma estructura y sus capillas mas grandes o mas pequeñas tienen una misma decoración, eso si, son preciosas pero la excusa perfecta de subir a ellos es sobretodo por el paisaje que conforma todo ello.

Antes de bajar a comer queríamos ir a los dos miradores que os marco en el plano donde las vistas de las montañas y de los monasterios son de infarto. Lo bueno de ir con el coche es que llegas enseguida a todos estos lugares. También es muy habitual parar el coche en cualquier lado y asomarte a ver el paisaje con lo que hay que conducir despacito porque esa carretera es la única que une los monasterios entre si y mucha gente también lo hace a pie.

Con un hambre de escándalo bajamos al pueblo para comer, el lugar elegido sería el Elia’s Garden, un lugar muy bien puntuado en Tripadvisor pero que nos decepcionó bastante.

Después de comer vamos al hotel porque a las 16:00h nos recogerían para hacer la excursión del atardecer, el sunset tour. Sin tiempo para descansar nos montamos en el minibus y empezamos.

El tour básicamente lo que hace es darte una vuelta por el entorno de los monasterios (es en inglés por cierto), y te cuenta un poco la historia del lugar y de como vivían los monjes en esa época.

Depende del día te paran en uno de los monasterios para poder visitarlo (entrada aparte). A nosotros nos tocó el Monasterio de San Esteban, el cual no habíamos visitado por la mañana. Se trata de un monasterio de monjas y aunque las normas de entrada son iguales que para el resto de monasterios en cuanto a la vestimenta etc, nos encontramos que no dejaban entrar a los chicos así que yo me indigné y no quise visitarlo, total para ver lo mismo que en los otros… no me gusta nada la discriminación sea del tipo que sea. Pero lo mas curioso es que a algún chico si les dejaron entrar con lo que no entendimos muy bien la razón por la cual muchos se quedaron fuera. Aún así nos vino bien para tomarnos una cocacola en un kiosko que había en frente.

La ruta también te lleva a visitar la antigua iglesia del pueblo que a mi parecer resultó muy curioso ya que te contaban entre otras cosas historias y anécdotas de la arquitectura y artes de la iglesia Ortodoxa.

Una de las cosas que mas me gustó fue cuando nos hablaron de los ascetas y su modo de vida en las cuevas excavadas en la roca.

El tour de 4 horas acaba al atardecer en el monasterio del Gran Meteoro primero y finalmente en uno de los miradores para ver la puesta de sol. Lo malo de aquel día es que como había llovido a mediodía estaba muy nublado y casi no vimos nada.

 

DIA 3

15 de Junio de 2018

La idea para hoy era levantarse temprano pero yo estaba muy cansada, el día anterior había sido agotador para mi así que acabamos remoloneando un poquito mas.

Antes de llegar a Delfos queríamos parar a mitad de camino para visitar las Termópilas o lo que queda de ellas. Hasta allí de nuevo nos encontramos con peajes aunque no fue mucho esta vez, 3 pagos con un total de 5,55€ en un trayecto de 2 horas.

De las Termópilas tal como las conocemos por las historia no queda ningún vestigio porque el paisaje ha cambiado mucho en todo este tiempo (480 a.C). De hecho el desfiladero no existe ya que antiguamente el mar estaba mucho mas cerca de la montaña.

Lo que si se puede visitar son las fuentes sulfurosas que dan nombre al desfiladero. La leyenda dice que se calentaron cuando Hércules se sumergió en ellas para curarse de las heridas causadas por el centauro Neuro muriendo asfixiado.

Es posible bañarse, de hecho cuando fuimos había un señor gozándola eso sí, el olor era horrible así que depende de ti el baño.

En la otra orilla de la carretera está la estatua homenaje a Leonidas y sus 300 espartanos y poco mas adelante está el museo de las Termópilas. Nosotros entramos, pagando la entrada de 3€.

El museo en si no tiene ningún interés, puedes ver un vídeo (en griego subtitulado en inglés) sobre la batalla, y una sala donde hay unas maquetas donde te enseñan un poco la evolución de ese paso en la segunda Guerra Médica aunque la mitad no funcionan.

Después de esto decidimos comer en Lamia que es el pueblo mas cercano y buscamos para comer nuestro primer gyro. Pagamos por 3 gyros y 2 cocacolas 8,80€.

Una vez llegados a Delfos, dejamos el coche aparcado, hacemos el check in en el Hotel y nos vamos directos dando un paseo a los yacimientos de la antigua Delfos. La chica del hotel nos dijo que estaban ahí al lado, pero la realidad es que nos tiramos andando un buen tiempo y teniendo en cuenta lo agotada que seguía yo del día anterior y que a ratos chispeaba lo mejor hubiera sido acercarnos en el coche.

Delfos es conocido mundialmente por su famoso Oráculo situado en el templo del dios Apolo y allí acudían los griegos para consultar a los dioses que les depararía el futuro.

¿Qué ver en Delfos? Todo lo que  hay que ver está a pocos metros separados entre si y lo componen: La zona arqueológica, el museo Arqueológico de Delfos, la Fuente Kastalia y el Templo de Atenea Pronaia.

Lo primero que fuimos a visitar es el Templo de Atenea Pronaia cuyo acceso está muy bien señalizado y es lo que pilla mas lejos del pueblo.

El gimnasio, la fuente Kastalia… se ven de camino al templo de Atenea.

La entrada al Templo es gratuita pudiendo obtener una vista panorámica del precioso tholos desde la carretera.

Simplemente para acceder a el tienes que seguir el sendero marcado al uso eso si, aunque el templo es precioso el estado de conservación del entorno es penoso, una pena que un lugar así lo tengan tan descuidado.

La mayoría del complejo está prácticamente en ruinas y a día de hoy sigue siendo un misterio cual fue su uso.

La siguiente parada es el sitio arqueológico no sin antes preguntar si la entrada combinada con el museo se podía utilizar en días diferentes. Sólo nos daría tiempo hoy de ver una cosa así que tuvimos suerte de que se pueda hacer así hoy veríamos tranquilamente los yacimientos y mañana el museo.

El recinto arqueológico de Delfos está ubicado en las faldas del monte Parnasso y para visitarlo tienes que pagar la entrada conjunta con el museo de 12€.

Lo mas llamativo del recinto arqueológico es su ubicación con unas vistas privilegiadas.

La vía sacra une la mayoría de los monumentos del yacimiento y acaba en la base del teatro, al lado del templo de Apolo donde se situaba el oráculo.

El teatro es lo mas llamativo del lugar y la pieza mejor conservada del yacimiento. Es uno de los mejores conservados del mundo y en su día tenía una capacidad para 5000 personas. Las vistas sobre el valle de Cirra son verdaderamente espectaculares.

Una vez llegados aquí podéis pensar que no hay mas pero si dejáis el teatro a vuestra mano derecha veréis un sendero que llega finalmente al estadio el cual antiguamente daba cabida hasta 7000 personas. Aquí se celebraban pruebas atléticas como el pentatlón o carreras. El estado de conservación es muy bueno.

Pero hay que poner el dato negro en esta visita y es la desidia por parte del patronato de cultura griego con el estado de limpieza y conservación del entorno. NO puede ser que un lugar con la importancia histórica como es este esté rodeado de malas hierbas mires donde mires sobretodo cuando se paga una entrada para visitarlo.

En la cima del teatro estaba tan alta la mala hierba que no se podían ver las filas mas altas, eso me parece una verguenza y como amante del arte es algo que me afecta profundamente y hace que la visita no sea disfrutada como se merece.

No obstante el lugar es fascinante y es un lugar de visita obligada.

El visitar el recinto arqueológico a última hora de la tarde hizo que estuviéramos prácticamente solos.

Aprovechamos hasta la última hora y nos fuimos a cenar y a descansar.

DIA 4

16 de Junio de 2018

Lo primero del día sería ir a ver el Museo arqueológico de Delfos cosa que hubiéramos querido visitar el día anterior pero como fuimos unos vaguetes y no madrugamos mucho finalmente no nos dio tiempo y esto desemboca en que hoy no podamos ir a visitar de camino a Atenas el monasterio de Osios Loukás, uno de los mas importantes de estilo bizantino, que pena.

El Museo arqueológico de Delfos alberga los restos encontrados en el yacimiento. Es un museo de fácil visita, muy bien organizado y con una exposición justa y completa para entender lo que fue la antigua Delfos.

Maqueta donde vemos como fue en la antigüedad.

Los horarios museo son los lunes de 10.00h a 17.00h y de martes a sábado de 8.00h a 20.00h.

La mayoría de lo que se expone es escultura destacando por encima de todo el famoso auriga de Delfos, escultura en bronce que data del 474 a.C.

Tras una hora visitando las diferentes salas del museo decidimos poner rumbo a Atenas ya que teníamos que devolver el coche de alquiler y nos esperaba algo mas de 2 horas hasta el aeropuerto. Pagamos desde allí 9,90€ de peajes.

Si quieres seguir con nuestra ruta y ver que te espera en Atenas pincha en el banner.

 

 

You Might Also Like

No Comments

Leave a Reply

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies