Costa SUR de Islandia

Comenzábamos la zona sur del país encantados, nada más dejar Höfn, el simple hecho de ir por la carretera 1 era un espectáculo. Ir viendo las diferentes lenguas glaciares cada pocos kilómetros era mágico. Además, la mayor parte de las cosas interesantes se encuentra muy cerca de la carretera.

La mayoría de las lenguas de los glaciares tienen pequeños caminos o carreteras que salen  desde la carrtera 1 y llegan a sus inmediaciones. Nosotros lo hicimos con alguna y están poco habilitadas si vas en caravana. Hay otras que son privadas y no se puede pasar.

Lo primero que visitamos fue algo increíble:

1. Laguna de Jökulsárlón:  es fácil verla desde la carretera. Te llamará la atención la cantidad de coches aparcados. Dejamos en el parking la autocaravana y a disfrutar.

Es genial ver flotando los diferentes icebergs en la laguna glaciar, todo ello de un azul y blanco intenso. De vez en cuando se cuela en el paisaje una mancha negra, si te fijas bien son focas haciendo su vida y mirando a los turistas con atención.

De 25 kilómetros cuadrados y 260 metros de profundidad, esta laguna retiene algunos icebergs hasta 5 años, hasta que los deja escapar al océano Atlántico por el Jökulsá, el río más corto de Islandia.

Es triste saber que la laguna se creó en la década de los 30. Anteriormente el glaciar llegaba hasta el mar. Hoy día va poco a poco retrocediendo.

Si sigues los pedacitos de hielo que salen de la laguna y pasan por el Jökulsá, llegarás al siguiente destino:

2. La playa de los diamantes: a ambos lados de la desembocadura del río, se encuentra los trozos de hielo con un brillo y textura especial, después de haber sido tocados por el agua salada. La coloración negra de la arena contrasta con los diamantes de hielo… sin palabras.

Dormimos cerca de una de las lenguas glaciares, aconsejados por la aplicación Park4night. Al día siguiente fuimos hasta:

3. Parque Nacional de Skaftafell: dejamos la caravana en el parking. (Vía maquina se deben pagar 1000 ISK): compuesta por varios picos y glaciares. Desde el centro de visitantes se pueden hacer varias rutas de senderismos o contratar algún tour para visitar los glaciares.

3a. Svartifoss: fue lo primero que fuimos a ver. Tenía unas ganas locas y…no defraudó. La tengo considerada mi cascada favorita. Tras 1,8 kms de ruta en subida (tardamos unos 30 minutos) se llega a la magnífica cascada negra de columnas basálticas, metida en un recoveco. Se debe esperar para hacer la foto porque hay mucha gente. Todo el mundo que hace rutas va a verla….un IMPRESCINDIBLE sin duda!

3b. Skaftafellsjökull:  desde la casaca se pueden recorrer los 2,5 kms hasta este fantástico glaciar. Verlo desde lo alto, toda la lengua glaciar en su inmensidad, como poco a poco se va deshaciendo en la laguna….una auténtica pasada. No dudes en perder un día entero en esta zona.

Volvimos al centro de visitantes a las 14 hs, fuimos a preguntar a las empresas de Aventura que están justo al lado para informarnos sobre los horarios para hacer una ruta por el glaciar. El siguiente y último turno era a las 15 hs, no lo dudamos, fuimos rápido a la caravana a comer y a las 15 hs comenzamos la ruta:

3c. Experiencia en el glaciar: contratamos la experiencia con Icelandic Mountain Guides (www.mountainguides.is ) , dos horas de ruta por la lengua glaciar Svínafellsjökull por 75€ por persona. Se debe estar en el punto de encuentro 20 minutos antes, nos revisaron la vestimenta ( recomiendan botas que cubran los tobillos, nosotros llevábamos unas más bajas y nos dejaron unas), nos dieron los crampones y el piolet y tras unos 20 minutos de ruta en furgo todoterreno llegamos a la lengua del glaciar.

Tuvimos la suerte de ser pocos, otra pareja joven, el monitor  y nosotros…por lo que era un grupo muy dinámico y aprovechamos mucho. Se supone que en abril ya no hay cuevas, pero tuvimos la suerte de que un amigo del monitor encontró una y nos llevaron hasta ella…una pasada. La ruta fue dura, llegamos hasta la zona más alta que se podía, vimos ríos y lagunas glaciares, bebimos agua glaciar….. una de las mejores experiencias, sin duda, si tegusta la aventura, 100% recomendable.

El día fue muy duro y estábamos muertos, pasamos la noche en una zona habilitada para acampar en Kirjubaerjarklaustur que buscamos mediante la aplicación.

4. Vik: pequeña ciudad ( 340 habitantes) con una bonita playa de arena negra. Desde ella se ven las rocas Reynisdrangur desde su lado este.  Aprovechamos para entrar en un centro comercial islandés, muy estilo nórdico.

5. Playa de Reynisfjara: cerca de Vik, por la carretera 215, se llega a la playa más bonita de Islandia (desde mi humilde punto de vista). Una playa de arena negra, cubierta por magníficas piedras basálticas ordenadas y las  fotogénicas rocas Reynisfjara. En el extremo contrario se puede ver el arco de Dyrhólaey.

Se debe tener muchísimo cuidado con el oleaje de esta playa, han fallecido ya varios turistas. Uno de los mayores  problemas, la masificación de turistas que había, a pesar del mal tiempo de ese día.

6.Dyrhólaey: por la carretera 218 llegamos hasta él. Disfrutamos de las magníficas vistas y continuamos la ruta.

Continuamos por la carretera 1, dirección oeste. Al lado izquierdo, no pasa desapercibido ( entre la carretera 222 y 221), te encontrarás sin querer con el parking de nuestra siguiente visita. Aprovechamos allí para comer y a las 16,15 iniciábamos la aventura:

7. Avión de Solheimasandur:  tardamos 40 minutos en caminar los 3,5 kms que separan el parking del avión abandonado. Una larga y dura recta, debido al viento que si  quieres se puede realizar en bus ( 25000 ISK ida y vuelta, sale cada 45 minutos y te deja allí una hora).

Llegamos y el avión estaba caso solito para nosotros. Aprovechamos para hacer muchísimas fotos. El viento es ensordecedor.

Este Navy Douglas Super DC-3 fue víctima de una aterrizaje forzoso hace décadas, no hubo que llorar muertes. Desde entonces, este avión ha permanecido allí, sin moverse, en la playa de Solheimasandur. Es una experiencia inspiradora.

Volvimos andando los 3,5 kms de nuevo, hasta llegar al parking. Toda la experiencia nos llevó algo menos de 2 hs.

8. Skógafoss: es una de las cascadas más famosas del país. Se ve directamente desde la carretera 1 . Con su caída de 60 metros de altura y su arcoíris casi permanente es una de las maravillas del país. Se puede llegar  hasta la zona de caída del agua pero…prepárate para calarte! En el lateral derecho se puede subir hasta la parte superior por una escalera metálica hasta el mirador.

9. Vernafoss: esta cascada la busqué porque me la recomendaron en instagram y puedo decir que es el lugar más mágico que visitamos. Una cascada escondida y poco visitada. Se llega a ella desde un camino que sale detrás del museo del pueblo de Skoga ( se debe saltar una valla privada). Tras llegar paseando por un pequeño desfiladero se llega a una cascada de esas que te permite pasar por detrás, todo el entorno verde y virgen. Disfrutamos de todo ello hasta aburrirnos. La bautizamos como nuestra cascada.

Ese día dormimos a los pies de la cascada de Skogafoss. Justo a los pies hay un camping (1500ISK/ persona + 1000 ISK por la luz). Es una experiencia increíble. Si tienes que pasar una noche por la zona no dudes ni un momento.

Al día siguiente, antes de irnos volvimos a la cascada de Skógafoss. El día salió radiante y había que aprovecharlo.

10. Seljalandsfoss: a casi una hora por la carretera 1 desde la anterior, esta cascada también se ve desde la carretera. Se debe pagar 700 ISK de parking. Esta cascada es especial porque es la más grande que se puede pasar por detrás…. Eso sí, lleva buen chubasquero  que si no parecerá que sales de la ducha. Merece la pena parar un rato bajo ella y disfrutar, sin más.

11. Gljúfurárbui: a pocos metros de la anterior, andando por un paseo se encuentra esta enigmática cascada. Se encuentra dentro de una cueva. Para entrar a dicha cueva se debe entrar por un río y para eso hay que descalzarse (sólo si no quieres calarte el calzado. Mi consejo: visita estas cascadas en chanclas y solucionado). El agua está helado pero….merece la pena. Ver cómo cae el agua dentro de la cueva…. Puro espectáculo!

11.Urridafoss:  se debe salir unos kilómetros de la carretera 1. Es una cascada grande en volumen pero poco espectacular. Totalmente prescindible.

12.Secret Lagoon:  denominada la laguna geotérmica más antigua del país. Nos pillaba a 30 minutos e improvisamos. Pagamos los 3000 ISK/ persona y a disfrutar. Es bastante más rústica que otras más preparadas para turistas. Consta de un único vaso, con paredes de barro, en las cuales no puedes apoyarte, por ello, la mayoría de gente se encuentra flotando en los típicos churros de piscina. Mucho más económica y con mucho más encanto. (Visita el post de consejos para saber más sobre las distintas lagunas).

La noche la pasamos en Reikiavik, pero eso ya pertenece a la zona OESTE:

Si quieres ver la ruta completa, consejos, preparativos…. Pincha en el siguiente enlace:

You Might Also Like

No Comments

Leave a Reply

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies